jueves, 27 de febrero de 2014

La Reina de España asistirá a una ceremonia ortodoxa en Grecia en recuerdo de su padre


La Reina, acompañada por los Príncipes de Asturias y las infantas Elena y Cristina, visitará Grecia a principios de marzo con motivo del 50 aniversario de la muerte de su padre, el rey Pablo, a quien los cinco rendirán homenaje el día 6 en una ceremonia fúnebre en el recinto del Palacio de Tatoi.

Aunque la Casa del Rey no ha proporcionado información sobre esta visita por tratarse de un viaje privado de carácter estrictamente familiar, en Atenas se espera que Doña Sofía asista el miércoles 5 a la presentación de un documental sobre su padre en el que ella ha colaborado con una entrevista.

Al día siguiente, la Reina, Don Felipe, Doña Letizia y las infantas Elena y Cristina -quien viajará a Atenas previsiblemente desde Ginebra, su actual ciudad de residencia- asistirán en Tatoi a una misa ortodoxa en memoria del rey Pablo, que falleció en Atenas el 6 de marzo de 1964.

Doña Sofía, cuya última visita oficial a Atenas tuvo lugar en 2011, asistió en el recinto de Tatoi al funeral celebrado en febrero de 2006 con motivo de los 25 años del fallecimiento de su madre, la reina Federica, una ceremonia fúnebre a la que acudió acompañada por los Príncipes, la Infanta Elena, los Duques de Palma y la princesa Irene de Grecia.

La Reina, que pasó la mayor parte de su infancia y juventud en Tatoi, regresó allí en febrero de 1981 cuando murió su madre, para asistir al funeral, y visitó el lugar donde reposan sus restos mortales y los de su padre en mayo de 1998, durante el primer viaje de Estado de los Reyes a Grecia.

Don Felipe acudió a ese palacio un mes después y depositó una ofrenda floral en la tumba de sus abuelos maternos, al igual que hizo Doña Sofía en sus posteriores visitas a Tatoi de octubre de 1999 y de octubre de 2002, en el marco de un viaje de dos días a Atenas.

El cementerio de Tatoi, donde están enterrados los miembros de las familias reales griegas desde 1913, se encuentra en el bosque que rodea al palacio, un terreno de 4.000 hectáreas a los pies del monte Parnós, y entre las tumbas se alza la capilla ortodoxa, llamada iglesia de la Resurrección.

El rey Jorge I comenzó la adquisición del terreno que ocupa el recinto de Tatoi en 1870 y el palacio quedó deshabitado en 1967, a raíz del llamado "golpe de los coroneles", que llevó al exilio a la familia real griega.


Fuente: EFE

miércoles, 19 de febrero de 2014

El Palacio Real de Valladolid (España) reúne piezas de arte religioso oriental


El Palacio Real de Valladolid, sede de la IV Subinspección General del Ejército, reúne desde este miércoles y hasta el próximo viernes 14 de marzo un conjunto de 66 piezas de arte religioso procedentes de distintos países del este de Europa y de Asia cedidas por el coronel vicario castrense Ramón Luis García Guardado.

En concreto, estos 'Iconos', título de la exposición, proceden de países como Jordania, Bulgaria, Rusia, Serbia, Bosnia-Herzegovina, Lituania, Ucrania o el Turkistán, lugares en los que García Guardado ha estado destinado con las Fuerzas Armadas a lo largo de su carrera, lo que le permitió reunir las imágenes mediante adquisiciones u obsequios recibidos por los lugareños.

Asimismo, completa la exposición una serie de vestimentas litúrgicas --casullas y albas-- cedidas por la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción de la localidad vallisoletana de Rueda. El horario de visita de 'Iconos' es de 12.00 a 14.00 y de 17.00 a 19.00 horas.

En declaraciones recogidas por Europa Press, el coronel vicario castrense, comisario de la muestra, ha defendido los iconos como "la imagen visible de lo invisible", y ha recordado cómo en el Concilio de Constantinopla de 787 se reconoció su "utilidad" para la introducción de la religión en "las gentes sencillas", frente a las críticas de los inconoclastas.

Por ello, ha concluido que los iconos son "un medio eficaz de conocer a Dios".

"ALGO MÁS QUE ARTE"

El acto ha contado también con la presencia del arzobispo castrense de España, Juan del Río Martín, el cual ha defendido que la exposición es "algo más que arte", sino "el repaso al itinerario de un sacerdote que ha hecho de su vida la fe como cultura".

El arzobispo, ha destacado el "diálogo" mantenido por el comisario de la muestra con los distintos ritos que ha conocido en sus viajes, especialmente de la Iglesia Ortodoxa y ha calificado la iconografía como una forma de expresar "el misterio del más allá desde el más acá".

Monseñor del Río también ha ensalzado la religión como "un paso hacia la felicidad y la libertad", y no como "alienación de la conciencia". En este sentido, ha opinado que la religión "no es fuente de guerras", sino "un antídoto contra la violencia y el terrorismo".

En el acto inaugural también han participado el jefe de la IV Subinspección del Ejército y comandante militar de Valladolid y Palencia, el general de Brigada Aurelio Quintanilla; el arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez; el obispo de Palencia, Esteban Escudero; el alcalde de Valladolid, Francisco Javier de la Riva; el subdelegado de Gobierno en la provincia, Antonio Martínez Bermejo, o el delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Valladolid, Pablo Trillo-Figueroa.


martes, 18 de febrero de 2014

"El Greco", un místico con los pinceles


"Hombre de hábitos e ideas excéntricas, tremenda determinación, extraordinaria reticencia y extrema devoción". Así definía a El Greco uno de sus contemporáneos. Era el 7 de abril de 1614 cuando moría a los 73 años en Toledo (España) Doménikos Theokópoulos (hasta 1619 no comenzamos a saber que le llamaban por su apodo, gracias a Mancini).

Con el genial pintor cretense, recorren el mismo cauce, aunque en distintas expresiones artísticas, un nutrido grupo de representantes de la mística española (santa Teresa, san Juan de la Cruz, san Juan de Ávila, san Pedro de Alcántara, Luis de Granada, san Ignacio de Loyola…), fundida, en ocasiones, y zaherida, en otras, por la Contrarreforma, esa posición casi en solitario española contra el cisma protestante.

Uno de los máximos exponentes de la corriente artística del manierismo cuando su genio explotó en España, el Greco había nacido en 1541 en Candía (actual Heraclión) en la isla de Creta, en aquel tiempo bajo el dominio veneciano. Pronto empezó su pasión por la pintura haciendo iconos. A los 22 años, ya ostentaba este oficio como “maestro Domenigo”. Tras su paso por Venecia y Roma, donde consiguió encargos, contactos con el mundo artístico de ambas ciudades y algunos reconocimientos, recaló en Madrid a los 35 años, con la intención de trabajar en El Escorial, como había ocurrido con otros artistas italianos, llamados por Felipe II para decorar el monasterio, uno de los grandes íconos del catolicismo de la época para frenar la Reforma luterana.

Para aquella finalidad resultaron infructuosas las gestiones de el cretense, no así las que alcanzó para trabajar en Toledo, donde se desplazó un año más tarde. Había llegado a la capital religiosa de España y una de las ciudades más pobladas de Europa que ya reunía en 1571 a más de 62.000 almas. Gracias a su amistad con distintos personajes importantes, enseguida consiguió sus primeros encargos para varias iglesias. Poco a poco fue creciendo su fama y se desquitó del ostracismo que sufrió en su desembarco en Madrid, al pintar varios años más tarde El Martirio de San Mauricio (1580-82) para El Escorial, encargo de Felipe II, que, según cuentan las crónicas, no gustó al monarca.

“Una extraña manera de pintar”

Aunque existe controversia entre los estudiosos sobre las motivaciones personales de El Greco, según la experta rusa Yelena Kaluguina, la práctica generalidad de los investigadores interpretan la obra de Doménikos dentro del humanismo cristiano, fruto de su vivencia espiritual y del clima religioso propio de la Contrarreforma en España. Atribuyen su estilo a la estética espiritual manierista que había adsorbido en Italia y que eleva a su máxima expresión en el contacto con la mística española en sus variadas expresiones.

Según Kaluguina “el origen de la interpretación mística de su obra está relacionado con su extraña manera de pintar, expresada en deformaciones, alargamientos desproporcionados y en la curvatura de las formas”. Siglos más tarde, algunos creyeron que estas características obedecían a un supuesto desequilibrio mental y a la singularidad de su percepción visual.

Más allá de estas interpretaciones, imposibles de demostrar, anudadas con la intuición popular relativa a “la locura de los genios”, el Greco aborda con dualismo sus lienzos en base a la temática de la obra a realizar: en los encargos naturalistas, se nos revela como un consumado maestro en la técnica del sistema figurativo del Renacimiento, mientras que cuando acometía temas religiosos se transformaba y su genio se desbordaba en ese lenguaje pictórico extraño para bastantes de sus coetáneos, no así para los eclesiásticos que le nutrían de trabajo.

Estas dos tendencias pictóricas se reúnen en su obra maestra, El entierro del Conde de Orgaz, pintado para la iglesia de Santo Tomé entre 1586 y 1588. “Aquí se hallan confrontados dos mundos –afirma Kaluguina-, el “terrestre” y el “celeste”, en reflejo del dualismo de la concepción del mundo propia al hombre del siglo XVI (…) En un plano horizontal, es estática, minuciosamente dibujada y pintada en densos tonos oscuros de matiz dorado. El mundo del más allá, plasmado en la parte superior del cuadro, parece una visión etérea, en constante transformación. Las formas incorpóreas, de contornos inacabados, están artificiosamente estiradas y presentadas en complicados escorzos que dan una impresión de movimiento incesante.”

La luz celestial

Estos dos mundos están unidos en un mismo plano y los elementos y personajes interactúan con sus miradas al cielo, la elevación del alma del conde por parte de un ángel o con las nubes curvándose hacia la tierra. Según la autora rusa, “es una idea de gran importancia para la comprensión de las doctrinas místicas, porque los contemplativos aspiraban, aún en vida,  a alcanzar esta unión con Dios en  el amor. (…) El “mundo superior” del Entierro del conde de Orgaz puede compararse con la visión mística del Paraíso de  Santa Teresa.”

El estilo de El Greco en el tratamiento de la luz es lo que más le acerca a los místicos, como ocurre en su cuadro La Anunciación, como observa la estudiosa rusa: “El cuadro  parece envuelto en fuego. La luz celestial que envuelve a la Virgen se asemeja a una lluvia de llamas que inflama, con el Amor Divino, el alma de María, que, arrodillada, parece petrificada en el éxtasis. El arbusto de rosas ardiendo simboliza la unión del alma con el fuego Divino. Esta imagen puede compararse incluso con la famosa visión del ángel y la lanza de fuego de Santa Teresa, (…). Para describir la unión del alma con Dios, los místicos españoles utilizaban con frecuencia la metáfora del “fuego-llama”, de la luz y de los colores de brillo deslumbrante.”

Doménikos Theokópoulos encontró en España, y concretamente en Toledo, los cauces vitales para regalar su don al  mundo, porque conectó con el espíritu de la Contrarreforma en su afán más espiritualista y –aún siendo incomprendido- prendió su arte en eclesiásticos que le encargaron obras para mantener a su familia (tuvo un único hijo con Jerónima de las Cuevas, con quien no llegó a casarse).

Tenía 73 años cuando moría en la ciudad que encauzó su expresión creadora. Fue enterrado en Santo Domingo el Antiguo. Unos días después, Jorge Manuel, su hijo, inventarió los pocos bienes de su padre, incluyendo las obras terminadas y en ejecución que se hallaban en el taller.

A 400 años de su marcha, que se cumplirán el próximo abril, España lo vuelve a homenajear. Su vida, llena de orgullo e independencia, siempre tendió al afianzamiento de su particular y extraño estilo, evitando las imitaciones. Fray Hortensio Félix Paravicino, predicador y poeta del siglo XVII español, escribió de él, en un conocido soneto: "Creta le dio la vida, y los pinceles/Toledo mejor patria, donde empieza/a lograr con la muerte eternidades".

Los actos programados del Cuarto Centenario se encuentran en http://www.elgreco2014.com/


Fuente: Aleteia

viernes, 14 de febrero de 2014

El gobierno de España dará validez civil a los matrimonios cristianos ortodoxos y de otras confesiones


El Gobierno ha aprobado un anteproyecto de ley que esperan que llegue al Parlamento en los próximos meses, por el que se dará validez civil a los ritos religiosos de casamiento de mormones, ortodoxos, testigos de Jehová y budistas en España, confesiones con notorio arraigo pero sin Acuerdos firmados con el Estado que, hasta el momento, tienen que casarse por lo civil para que su matrimonio tenga validez en España.

El anteproyecto de Ley de Jurisdicción Voluntaria modifica el artículo 60 del Código Civil incluyendo el siguiente párrafo: 'Se reconocen efectos civiles al matrimonio celebrado en la forma religiosa prevista por las iglesias, confesiones, comunidades religiosas o federaciones de las mismas que, inscritas en el Registro de Entidades Religiosas, hayan obtenido el reconocimiento de notorio arraigo en España'.

Las confesiones religiosas que tienen reconocido el notorio arraigo en España y que, por tanto, se verían afectadas por esta ley son: La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (Mormones) --que son más de 51.000 en España--, la Iglesia Ortodoxa --un millón y medio--, los Testigos de Jehová --113.000-- y los Budistas --varias decenas de miles--.

Según reza el anteproyecto de ley, el reconocimiento de efectos civiles requerirá la tramitación de un acta o expediente previo de capacidad matrimonial y la libre manifestación del consentimiento ante un ministro de culto o figura equivalente de carácter religioso debidamente acreditado mediante certificación expedida por la iglesia, confesión o comunidad religiosa y dos testigos mayores de edad.

Según ha explicado a Europa Press el director general de Cooperación Jurídica Internacional y Relaciones con las Confesiones, Ángel Llorente Fernández de la Reguera, una vez que están acreditados los requisitos de capacidad --cónyuges mayores de edad, no casados previamente, ningún impedimento desde el punto de vista del Derecho Civil--, se envía el expediente al representante religioso que corresponda y el ministro de culto puede celebrar la ceremonia con arreglo a su rito y con dos testigos. Después, envían un certificado al registro civil y se inscribe.

Hasta ahora, esto solo es posible para las confesiones que además de notorio arraigo, tienen firmados Acuerdos con el Estado como son católicos, judíos, musulmanes y evangélicos.

Los cristianos ortodoxos, que son en España aproximadamente un millón y medio, han recibido el anteproyecto como algo positivo, que podría facilitar el proceso, según ha asegurado el padre Demetrio, aunque ha precisado que hay que ver cómo se organizan todas las diligencias.


Fuente: Religión Digital

domingo, 9 de febrero de 2014

Oficios del mes de febrero en la catedral ortodoxa de Madrid (España)


SÁBADO 01
Vísperas de Domingo   18.30

DOMINGO 02
LA RESENTACIÓN DE NUESTRO SEÑOR EN EL TEMPLO
Maitines   09.30
Divina Liturgia  10.45

SÁBADO 08
Vísperas de Domingo   18.30

DOMINGO 09
DOMINGO DEL PUBLICANO & FARISEO (Inicio del Triodio)
Maitines   09.30
Divina Liturgia  10.45

VIERNES 14
Sacramento del Óleo Santo   19.00

SÁBADO 15
LA PRESENTACIÓN DEL SEÑOR (Viejo Calendario); San Onésimo, ap.
Divina Liturgia  10.00
Vísperas de Domingo   18.30

DOMINGO 16
DOMINGO DEL HIJO PRÓDIGO; San Flavián, Patriarca de Constantinopla
Maitines   09.30
Divina Liturgia  10.45

SÁBADO 22
SÁBADO DE LOS DIFUNTOS
Divina Liturgia   10.15
Conmemoración de los Difuntos   11.15
Vísperas de Domingo   18.30

DOMINGO 23
DOMINGO DE CARNAVAL; San Policarpo, obispo y mártir
Maitines   09.30
Divina Liturgia  10.45

DIVINA LITURGIA EN UCRANIANO TODOS LOS DOMINGOS A LAS 13.00 HORAS


Fuente: Arzobispado Ortodoxo de España y Portugal (Patriarcado Ecuménico)

sábado, 1 de febrero de 2014

Cursos de Semana Santa del iconógrafo Chordi Cortés en Madrid (España)


CURSO A: PINTURA DE ICONOS

Realización del icono PANTOCRATOR, escuela Serbia, siglo XV. 40 x 30 cm.

Curso especializado en iconografía bizantina.
Pintura al temple de huevo y pigmentos inorgánicos sobre tabla siguiendo los cánones de los grandes maestros y monjes ortodoxos, utilizada desde el siglo X hasta nuestros días.

Duración: 4 días (28 horas lectivas)

Fechas: del 12 al 15 de abril de 2014

Horario:
de 10:30 a 14 horas y de 16 a 19:30 horas.

Materiales incluidos excepto pinceles.

Precio: 350€ (28 horas lectivas)

CURSO B: PINTURA Y CRAQUELADO DE ICONOS

Realización del icono ARCÁNGEL SAN MIGUEL de Andrei Rubliov, siglo XIV, 39 x 27 cm.

Programa:
Imprimación, dorado y pintura al temple de huevo sobre lienzo, craquelado y envejecido.

Duración: 4 días (28 horas lectivas)

Fechas: del 16 al 19 de abril de 2014

Horario:
de 10:30 a 14 horas y de 16 a 19:30 horas.

Materiales incluidos excepto la tabla de 39 x 27cm (preferentemente de madera vieja) y pinceles.

Precio: 350€ (28 horas lectivas)

LUGAR DONDE SE IMPARTEN LOS CURSOS

CHORDI CORTÉS - ESTUDIO DE ARTE SACRO
c/Benito Castro, 10-1oizq. 28028-Madrid
Metro: Manuel Becerra

CONTACTO

TLF: 91 356 62 97 / 949 83 32 21 / 638 377 800
EMAIL: info.rincondelarte@gmail.com
FACEBOOK: rincón del arte
WEB: www.chordicortes.com

BLOG: fuentedelperegrino.wordpress.com

FORMA DE PAGO

Inscripción: 90 euros (por curso), que deberán abonar mediante ingreso o transferencia bancaria a la cuenta de ING Direct, a nombre de Jorge Cortés Gónzález.

IBAN: ES79 1465 0170 13 1800140547

El resto del importe se abonará al inicio del curso. Si se matricula en los dos cursos se beneficiará de un descuento del 10 %.

NORMAS GENERALES

En cada curso se admiten seis alumnos que se seleccionarán por riguroso orden de inscripción.

En caso de que no se pueda celebrar algún curso se devolverá la inscripción del mismo.


Fuente: Chordi Cortés